Autoridades salvadoreñas y de la cooperación internacional entregaron a pequeños agricultores del oriente del país 1.500kits de trabajo (pala, piocha y azadón) y 56 equipos comunitarios y materiales para la elaboración de abono orgánico bocashi y foliares con el fin de fortalecer sus actividades dentro un proyecto para hacer frente al cambio climático.

El Gobierno de El Salvador, a través del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), en coordinación con el Programa Mundial de Alimentos (PMA) y el apoyo financiero de la Agencia de Cooperación Internacional de Corea (KOICA) entregó los materiales a productores y sus familias residentes en nueve municipios: Uluazapa y Comacarán (San Miguel); San Francisco Gotera, Delicias de Concepción, Cacopera, Chilanga, San Carlos, El Divisadero y Jocoro (Morazán).

La entrega es parte del proyecto “Respuesta al Cambio Climático para la Restauración de Zonas de Recarga Hídrica en Subcuencas de San Miguel y Morazán”. Este proyecto durará tres años y tiene una inversión de 8 millones de dólares, de los cuales 5 millones son ejecutados por el MAG y 3 millones por el PMA. A la fecha, los 1.500 agricultores han sido capacitados en organización comunitaria,conservación de suelos y producción de abonos orgánicos.

Como resultado de lasjornadas de formación a los productores se han establecido 56 comités comunitarios que brindan apoyo en las 83 comunidades, se han construido 45.542 metros lineales de obras de conservación de suelos (equivalentes a 325 manzanas de terreno); se han producido 210 quintales de abono orgánico (bocashi), y se han realizado transferencias de efectivo bajo el esquema de “alimentos por la creación de activos” para mejorar la seguridad alimentaria de los agricultores y susfamilias.

“Necesitamos ayudar a las comunidades a construir y a fortalecer su resiliencia frente al cambio climático para que este no aumente su inseguridad alimentaria”, dijo Andrew Stanhope, Representante de PMA. El nuevo Plan Estratégico de País del PMA (2017-2021) apoya cinco áreas estratégicas, y una de ellas es la adaptación al cambio climático.

Por su parte, el Ministro de Agricultura y Ganadería, Orestes Fredesman Ortez Andrade, enfatizó que este proyecto promoverá la adaptación al cambio climático. “Se están realizando obras de conservación, obras de mitigación, creación de barreras para captación de agua. También se le está enseñando a la población a que produzca en las condiciones climáticas particulares de Morazán y de San Miguel, a través de diferentes acciones para la restauración de suelos”, agregó.

(Visitada 267 veces, 1 visitas hoy)