En la cooperativa Los Pinos, ubicada en el municipio El Congo, departamento de Santa Ana,  el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) a través la Dirección de Desarrollo Rural realizó la firma de una  carta de entendimiento con el Consejo Salvadoreño del Café (CSC) para fortalecer las capacidades de jóvenes rurales en diferentes disciplinas que se imparten en la Escuela de Café de El Salvador.

De acuerdo al jefe del departamento de Control de Calidad, del Consejo Salvadoreño del Café, Ernesto Velásquez, el convenio permitirá capacitar a jóvenes hijos e hijas de socios, jóvenes productores y miembros de cooperativas de pequeños productores en temas de barismo, catación, tostaduría, métodos de preparación y arte Latté y acceso a mercados, entre otras disciplinas impartidas por especialistas reconocidos internacionalmente.

“La Escuela inicio sus actividades en el año 2007, a la fecha se han capacitado 6 mil 500 personas durante estos años de conducción”, comentó Velásquez, quien asistió en representación del director ejecutivo del Consejo Salvadoreño del Café, Hugo Hernández.

Cecilia Martínez Bernabé, coordinadora de Competitividad Territorial Rural, del Programa “Amanecer Rural”, Dirección General de Desarrollo Rural, del Ministerio de Agricultura y Ganadería, señaló que este iniciativa es parte de los objetivos trazados por el MAG, que busca fortalecer las capacidades técnicas de la juventud rural y especialmente los vinculados a la cadena del café.

“Creo que existe un gran potencial en nuestros jóvenes, es por eso que el programa Amanecer Rural, con el apoyo financiero de organismos internacionales como el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) y el Fondo OPEP para el Desarrollo Internacional OFID, están apoyando en diferentes cadenas del sector rural y una de ellas es la del café”, manifestó Martínez.

Selma García, del Programa Amanecer Rural, manifestó que esta alianza permitirá otorgar becas a jóvenes que tengan interés en participar en estos cursos, cuyo requisito es ser hijos o hijas de los socios de las cooperativas atendidas por el referido Programa, o jóvenes integrantes de las ADESCOS, entre otros requerimientos.

“Nosotros tenemos todo un proceso, hay una comisión de becas que evalúa todo los requisitos. Estaremos recibiendo las solicitudes entre enero y febrero del próximo año (2017), en marzo se tendría la reunión de la comisión de evaluación de becas, para luego en el mes de abril estar comenzando los cursos”, explicó Selma, de la Unidad de Género, Juventud y Pueblos Indígenas del Programa Amanecer Rural.

Entre los compromisos establecidos en las cláusulas del acuerdo son los siguientes:

  • Respaldo al CSC en su labor social en apoyo a los jóvenes y a sus organizaciones para que puedan desarrollar sus habilidades y generar oportunidades de negocios y emprendimiento; y fortalecer capacidades en temas de competitividad y acceso a mercados.
  • Cubrir con recursos del Programa Amanecer Rural, el financiamiento de becas para los/as jóvenes beneficiarios seleccionados, el monto o presupuesto incluye el costo del curso, costos de alimentación y traslados desde su lugar de origen.
  • A través de la Escuela de Café de El Salvador, sus especialistas impartirán cursos cortos y capacitaciones a jóvenes beneficiarios del Programa Amanecer Rural, en las áreas de tostaduría, catación, barismo, métodos de preparación, arte Latté, mercados y comercialización y buenas prácticas agrícolas e industriales.
  • El CSC Proporcionará el diseño curricular de los cursos y capacitaciones, de acuerdo a demanda de los/as beneficiarios/as del Programa Amanecer Rural.
  • Mantener reuniones de coordinación con los/as responsables del Programa Amanecer Rural a fin de fortalecer y garantizar la calidad de los servicios proporcionados a los beneficiarios.
  • Seguimiento a los acuerdos tomados en la presente Carta de Entendimiento.
(Visitada 121 veces, 1 visitas hoy)