Un aproximado de 19,500 habitantes que se dedican a la pesca y a la ganadería serán beneficiados con el proyecto “Manejo integral de los humedales Laguna de Olomega y El Jocotal” que lanzó este día el gobierno salvadoreño, a través del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), el Ministerio de Turismo (MITUR) con el apoyo de la cooperación de Japón.

La actividad fue presidida por la titular del MARN, Lina Pohl; de Turismo, José Napoleón Duarte; de Agricultura, Orestes Ortez; el Jefe Representante de JICA, Kazuo Fujishiro y alcaldes de San Miguel, Miguel Pereira; de El Carmen, Francis Edgardo Zelaya; El Tránsito, Roel Werner Martínez; Jucuaran, José Boanerge Carranza y de Chirilagua, Manuel Antonio Vásquez Blanco.

El proyecto que busca restaurar estos dos ecosistemas en los departamentos de La Unión, San Miguel y Usulután, es parte un convenio firmado entre el Gobierno de Japón y El Salvador, por medio de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA) con un monto aproximado de 5 millones de dólares.

El apoyo consiste en un proyecto de cooperación técnica que incluye la donación de equipos, la asistencia técnica de especialistas japoneses y capacitaciones a funcionarios del MARN en Japón.
Los expertos japoneses que trabajarán con personal del MARN en el proyecto son especialistas en ecosistemas de humedales; planificación de uso de la tierra; organización comunitaria; educación sobre medio ambiente e hidrólogos.

“Quiero decirles que como firmantes, el Ministerio de Agricultura y Ganadería va a hacer todo los esfuerzos necesarios y sus aportaciones, sin ninguna reserva, porque sabemos la importancia que estos dos ecosistemas tienen no solo para la zona oriental, sino para todo el país”, expresó el titular del MAG, Orestes Ortez.

Destacó, que ahora se concretó un esfuerzo de gestión sobre recursos naturales, y que dicho proyecto se inscribe dentro del Plan Quinquenal de Desarrollo impulsado por el presidente Salvador Sánchez Cerén. De igual forma, explicó que este esfuerzo está en consonancia con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, especialmente en los términos de bienestar de la familia, en la seguridad alimentaria y nutricional, en los aspectos del cambio climático y del medio ambiente.

El proyecto de restauración tendrá una duración de cinco años y busca atender diferentes problemáticas que afectan a las dos lagunas Ramsar. Actualmente, el entorno natural se ha deteriorado debido a causantes como las aguas residuales domésticas, estiércol de ganado, agroquímicos, sobrepesca, especies exóticas invasoras como el Jacinto de Agua y la sedimentación.

La misión japoneses que trabajará en la restauración está conformada por: Koji Asano, jefe de equipo y especialista en conservación de ecosistemas de humedales; Shin-ichiro Tsuji, subjefe del equipo con experiencia en organización comunitaria y mejoramiento de la economía familiar; Michiaki Hosono, especialista en plan del uso de las tierras; Yukio Nagahama, especialista en educación ambiental y gestión de humedales; Naoki Yamashita, especialista en hidrología y Yoshihiro Tokue, experto en zonificación ecológica y Tamao Tada, especialista en educación ambiental y relaciones públicas.

Beneficios a municipios orientales y al país en general

Con la ejecución del proyecto, se formulará un marco institucional para el manejo integral de los humedales a nivel local y nacional, asegurando la participación de actores relevantes, como los ministerios de agricultura y turismo, las alcaldías que comparten las lagunas, sector cañero de azúcar, entre otras.

• Se desarrollarán planes de manejo de humedales, incluyendo la zonificación, a través de un proceso de planificación participativa que involucra municipios relevantes, residentes locales y otros actores.

• Realización de actividades piloto para promover el manejo eficaz de humedales a nivel local y, a su vez, se logrará la obtención y utilización de datos ambientales y socioeconómicos de las áreas objetivo que serán insumos para la formulación de los planes de manejo.

• Intercambio de conocimientos y creación de redes con actores de otros humedales dentro y fuera del país, por medio de simposios regionales con la Secretaría de Ramsar y la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (CCAD).

“El manejo sustentable de estos ecosistemas es fundamental, el entorno debe saber manejar estos recursos, no solo el enfoque paisajístico, la belleza natural, sino su sostenibilidad, sustentabilidad y generar condiciones de mejorar la calidad de los habitantes de la zona, no puede ser que en ambientes bellos se viva en pobreza e iniquidad”, sostuvo el ministro Ortez.

(Visitada 166 veces, 1 visitas hoy)