Por primera vez en la historia, El Salvador contará con un barco de dominio público para que los biólogos y técnicos de CENDEPESCA desarrollen investigaciones científicas, garantizando la obtención de información para actualizar los datos estadísticos sobre la situación de los recursos marinos.

El Ministro de Agricultura y Ganadería, Pablo Anliker, y la directora del Centro de Desarrollo de la Pesca y la Acuicultura (CENDEPESCA), Norma Lobo, firmaron un convenio público-privado donde se establece que el país dispondrá del barco industrial Diego I para poder hacer las investigaciones necesarias sobre las especies marinas, tanto de las protegidas como las que se pueden pescar según la Ley General de Ordenación y Promoción de Pesca y Acuicultura.

“Firmamos un convenio para hacer uso del barco Diego I para las investigaciones científicas de los recursos marinos. Este convenio nos va a ahorrar mucho dinero, porque antes teníamos que pagar por ellas -las embarcaciones-”, dijo el Ministro de Agricultura.
Este barco cuenta con equipos tecnológicos para la navegación y rastreo que optimizarán las actividades de investigación que permitirán conocer el estado de las especies. “Queremos saber en qué estatus se encuentran nuestros recursos marinos, para saber qué decisiones tomar sobre la ordenación de la pesca”, agregó el titular del MAG.

En ese sentido la directora de CENDEPESCA expresó que este Gobierno le está apostando mucho al cuido y a la protección de los recursos marinos; además, informó que los biólogos y técnicos de la División de Investigaciones Pesqueras y Acuícola serán los encargados de desarrollar las investigaciones en este barco; que, de acuerdo al convenio, estará a disposición del MAG-CENDEPESCA las veces que sea necesario para el objetivo.

La noticia se hizo pública durante el embarque que el Ministro Anliker y la directora Lobo Durante hicieron para conocer la nave que facilitará el trabajo investigativo. Durante este viaje, a través del Equipo de Seguimiento de Barcos (EBS), se realizaron pruebas de transmisión de coordenadas hacia el Centro de Seguimiento y Control Satelital (CSCS) de CENDEPESCA, donde diariamente se monitorean, controlan y vigilan a las embarcaciones pesqueras industriales para poder combatir la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada.

“Hoy vamos a tener la capacidad para verificar los mariscos que explotamos en los más de 200 kilómetros de zona costera y dentro de los 80,000 km cuadrados de mar que tenemos; además de saber en qué estatus se encuentran, para saber qué decisiones tomar al momento en cuanto a la actividad pesquera”, afirmó el Ministro Anliker.

(Visitada 7 veces, 1 visitas hoy)