Municipios como La Palma, San Fernando y San Francisco Morazán del departamento de Chalatenango reportaron daños en los suelos que afectan la productividad agrícola, debido a los fenómenos climáticos ETA e IOTA.

El Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), a través de la Dirección General de Sanidad Vegetal (DGSV) benefició a más de 300 familias de Chalatenango con la entrega de biofertilizante, que servirá para optimizar las condiciones de  los suelos que fueron afectados con las tormentas Eta e Iota, de tal manera que se pueda garantizar la producción agrícola.

La entrega de estos insumos se llevó a cabo en el cantón Los Planes, del municipio de La Palma, Chalatenango,  con el objetivo de que los agricultores obtengan  mayor  productividad en sus cultivos y mejoren las condiciones microbiológicas del suelo; y al tratarse de  fertilizantes orgánicos también se cuida la salud humana, pues son componentes inofensivos para el medio ambiente y el ser humano.

El coordinador del Área de Vigilancia Fitosanitaria de la Dirección de Sanidad Vegetal, Daniel Yanes mencionó que el producto entregado es una herramienta tecnológica que asegura el cuido de la salud humana, porque no añade carga química al medio ambiente, asimismo reestablece la fertilidad del suelo, potencia el crecimiento de las plantas, optimiza la absorción de nutrientes, incrementa la tolerancia al estrés hídrico y mejora la estructura del suelo, entre otros beneficios.

Esta iniciativa forma parte de los compromisos asumidos por el Gobierno del Presidente Nayib Bukele, para apoyar a los agricultores afectados por las tormentas ETA e IOTA. En esta ocasión fueron favorecidos productores de los municipios de La Palma, San Fernando, San Ignacio y San Francisco Morazán, del departamento de Chalatenango.

Es importante mencionar que la zona alta de Chalatenango es una de las mayores productoras de  hortalizas y frutas; de las cuales se distribuyen para diferentes supermercados, restaurantes y mercados informales y formales de todo el país.

Durante la entrega, los productores se mostraron agradecidos con la ayuda gubernamental y destacaron la importancia del trabajo que está realizando el MAG en beneficio de los agricultores del país.

“Este producto me ayudará al desarrollo y la producción de mis cultivos; ya no tendré que comprar para la siembra que nuevamente haré de brócoli y cebolla; cosecha que en gran parte se me perdió por las pasadas tormentas”, testificó Wilmer Salguero, agricultor del municipio de San Francisco Morazán, Chalatenango.

Por su parte, Juana Antonia Landaverde agradeció esta ayuda y detalló que este producto le servirá para aplicarlo en una manzana de terreno en el que cultiva tomate, frijol y repollo.

(Visitada 6 veces, 1 visitas hoy)